Miércoles, 03 Junio 2020

El pene del senador Salazar

Written by
Rate this item
(0 votes)

A mí me parece que el senador conservador José Darío Salazar es muy hombre, es todo un varoncito con su pene muy bien puestecito, supongo. Con sus convicciones conservadoras muy bien empinadas y con sus testículos cargados de honor, de testosterona. Me parece que es de esos caballeros que prefieren no acudir al médico para practicarse el examen de próstata por sospecha a que los dedos del doctor acaben siendo tremendamente placenteros, celestiales. Por eso debe preferir hacerse el autoexamen en algún lado, sobre su escritorio puede ser, el escritorio que nosotros le costeamos para que ejerza su cargo como honorable senador de la República.  

Además de ser antiestético, ridículo, padece de alopecia crónica difícil de ocultar. El tipo es uno de los hombres que se opuso al matrimonio igualitario y además es quien radicó hace poco el proyecto de reforma constitucional con el que pretende opresivamente quitarle el derecho a las mujeres de abortar en cualquier suceso.

El hombre este cree que las parejas del mismo sexo no se pueden casar legalmente, según él porque va en contra de lo natural, según él porque el matrimonio es la base de la sociedad y el único objetivo del matrimonio es la procreación, la conservación de la especie humana. Esto puede resultar para un senador elegido por una sociedad que habite un cosmos fantasioso, en donde no existan las personas que no pretendan tener hijos pero sí casarse, o los que sí se quieren procrear pero no se quieren casar, o un mundo en el que los hombres estériles y las mujeres sin útero no existan, o si existieran, no pudieren casarse porque naturalmente no tienen la suerte de procrear; en un mundo en donde la gente no se acueste por placer, por regodeo, en donde nadie tenga sexo, en donde no existan lo moteles. Las afirmaciones del tipo este resultan lógicas en ese mundo que existe dentro de su cabeza sin pelo.

También afirma neciamente que el aborto, tal cual como fue aprobado por la Corte Constitucional como un derecho siempre y cuando ese embarazo haya sido producto de una violación o la madre corra peligro de muerte o el feto tenga malformaciones, es un derecho que atenta contra la vida, que la procreación es algo natural, que las mujeres no tienen derecho de abortar en ninguna circunstancia. Debe ser fácil para él afirmar tanta sandez, pues tiene la desgracia de no tener senos, de no tener útero, de no tener pelo, pero tiene la suerte de tener pene. No sé si su pene sea un buen pene, un pene fuerte, vigoroso, un pene cumplidor de su deber o más bien carezca de funcionalidad como evidente carece su cabeza. La de arriba.

El problema de muchos políticos es que no son consecuentes con sus palabras, dicen una cosa en público y hacen otra en privado, son unos encima de una tarima y son otros encima de una cama. Por eso es que muchos ciudadanos le han perdido respeto a la política y prefieren en muchas ocasiones ignorarla. Este senador está indudablemente dentro de la misma colada en donde se mezclan todos esos politiqueros que dicen lo que sus aliados quieren escuchar, esos que no legislan para un país sino para ellos.

Yo voy a intentar darle coherencia al discurso de este varonil senador.

Como es un hombre que defiende la vida, y que quiere que todos los que decidan casarse lo hagan única y exclusivamente para procrear y perpetuar de esa manera la especie humana, entonces quiso en el 2009 ser el depositario de algunos bienes a cargo de la Dirección Nacional de Estupefacientes (entidad liquidada evidenciada la podredumbre y nido de corrupción en la que se había convertido). Uno de esos bienes es el cómodo motel Residencias Las Pirámides construido en Cali y entregado a un primo suyo bajo la resolución 1037 del 10 de agosto del 2009. Quise entrar al motel pero como iba con un hombre no me permitieron la entrada, luego regresé con una mujer y nos exigieron el certificado de matrimonio, exámenes de fertilidad y nos advirtieron que a la salida le practicarían a mi compañera un examen de embarazo y que dado el caso que el resultado fuera negativo, tendríamos que regresar a la habitación hasta que el resultado fuera positivo.

Como todo hombre bien ducho, él es uno próspero en los negocios, es por eso que no solo le apuntó al negocio de los moteles sino también al de las notarías y al de las procuradurías provinciales, como la procuraduría provincial de Santander de Quilichao, por ejemplo. La existencia de este senador no solamente se le va en defender la vida y en atropellar los derechos de las mujeres y de las parejas del mismo sexo, sino también en dos de sus pasatiempos más ejercitados: conducir sin licencia y ser investigado por escándalos con bienes del narcotráfico y de dádivas a su nombre,

Yo ya estoy cansado de este tipo de politiqueros de medio pelo, que siempre muestran sus desagradables y asquerosas intenciones. Yo voy a dejar de ir a su motel y definitivamente voy a escribir su nombre junto al del senador Gerlein en mi lista de no dignos de estar en el Congreso de la República para evitar votar por ellos.

No es inteligente seguir eligiendo a este tipo de personajes, incapaces, corruptos, sucios, mañosos y acostumbrados a siempre ganar a costillas del pueblo tonto que los sigue eligiendo.

 

 

Twitter: https://twitter.com/Giovanni_Bta

 

Facebook: http://www.facebook.com/giovanni.acevedo.5454

 

Fan Page: https://www.facebook.com/pages/Giovanni-Acevedo/109540275732024?fref=ts

 

Read 5610 times
Giovanni Acevedo

Bogotano irreverente, sincero, directo y crudo para decir lo que piensa. Escritor, columnista crítico y promotor del voto joven, del voto inteligente. Para muchos políticos, una piedra en el zapato, una fastidiosa realidad.

www.facebook.com/giovanni.acevedo.73?fref=ts

Palabras Sociales - www.palabrassociales.org

Bogotá - Colombia Cel: (57) 3105601719